Los imputados dejan de jugar a diputados

Finalmente la Mesa del Congreso ha decidido que los imputados dejen de ejercer como diputados. Ya tardaron. La suspensión e inhabilitación de los cuatro diputados independentistas catalanes en prisión preventiva por el referendo ilegal del 1-O confirma que el estado de Derecho acaba funcionando. No podrán participar ni en los debates ni en las votaciones que se celebren en la Cámara Baja, por lo que si las fuerzas independentistas quieren contar con esos cuatro escaños, deberán hacer correr las listas.



Por fin nos libraremos de volver a ver estas imágenes, esos rostros desafiantes con sus sonrisitas sentados en unos escaños de un Parlamento que detestan y en un país del que quieren largarse porque no lo reconocen

Fotos: Eduardo Parra (Europa Press) y Ballesteros (Efe)

Que se sigan riendo de nosotros, y del sistema que quieren reventar, desde la cárcel. Desde el silencio y la ausencia de aplausos y cámaras. A ver si entre esos muros fríos reflexionan un poco sobre las mentiras que siguen largando, el mundo paralelo que han fabricado y la desfeita que han montado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *