«Pedrito» Sánchez

«Pedrito», así le llamaban hasta ahora a Pedro Sánchez algunos altos cargos del PP. Escribo hasta ahora porque el «Pedrito» de marras ha pasado de no tener escaño a ser el nuevo presidente del Gobierno. Tras ganarse a la militancia, tras dos derrotas electorales, tras imponerse a contracorriente en las primarias del PSOE, tras ser secretario general y apartado luego por la cúpula de su propio partido, tras dejar el acta de diputado y pasar a los fríos almacenes de los cadáveres políticos… Tras todo eso, va «Pedrito» y resurge de sus cenizas, derrota a la presidenta andaluza Susana Díaz (respaldada por los barones socialistas), recupera el poder absoluto en el PSOE, vence a la opinión publicada, se alía con Rajoy y Rivera ante el secesionismo catalán y, de la noche a la mañana, se convierte en el séptimo presidente de nuestra democracia. Casi nada.

Asquerosa gangrena

Guste o no, estamos en un sistema parlamentario y una mayoría del Congreso de los Diputados ha dicho NO a Rajoy y SÍ a Sánchez. (180 votos a favor, 169 en contra y 1 abstención). El motivo de este giro político lo sabemos todos: la demoledora sentencia de la trama Gürtel, la corrupción que invade el PP, la inacción del líder de este partido en cortar por lo sano con esa asquerosa gangrena y el hartazgo absoluto de la sociedad española hacia los que permanentemente miran hacia otro lado.

100 días

Vienen tiempos difíciles, muy complejos, que posiblemente deriven a corto/medio plazo en unas elecciones generales. Pero lo que toca ahora es ser demócratas, asumir el resultado, dar una oportunidad al PSOE y a Pedro Sánchez y concederle los 100 días de confianza que han tenido los anteriores presidentes de Gobierno. Lo contrario –echar pestes, tener rabietas infantiles y maldecir a todos los que no piensan como tú– es sencillamente escupir hacia arriba.

###

Foto: Borga Puig (DPA)

###

Actualización, miércoles 6 de junio
El presidente Pedro Sánchez anuncia su nuevo Gobierno. Se trata del gabinete con más mujeres en la historia de España.

Una respuesta a “«Pedrito» Sánchez”

  1. Es el primer Presidente no votado de nuestra democracia….pero muchos que lo critican no recuerdan que también llegaron a sus cargos son haber sido votados y no por ello han dejado de finalizar proyectos con ilusión y altura de miras.
    Miremos más arriba y dejemos atrás tanta mezquindad. Hagámoslo en aras de nuestro país …seamos mejores. Podemos hacerlo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *